8 de noviembre de 2021

FRONTERA.- Tiendas en Nogales contratan a nuevos y antiguos empleados a medida que cambian las reglas fronterizas



Las nuevas reglas de cruce fronterizo han creado oportunidades de empleo en el área del centro de Nogales, ya sea para los empleados que regresan o para los nuevos.

Eso se debe a que algunas de las tiendas que cerraron y recortaron a su personal en marzo de 2020 ahora están reabriendo sus puertas y han estado contratando personas para atender a los clientes que esperan que regresen.

Luz Álvarez, quien estuvo sin trabajo durante la pandemia, dijo que caminó por Morley Avenue en busca de oportunidades y terminó encontrando un trabajo como empleada en New Fashion Link, una tienda de exhibición que está de vuelta en el negocio después de estar cerrada por casi 19 meses. Dijo que se sentía “muy contenta” de tener trabajo.

Patricia Martínez, una de las cuatro empleadas que volvieron a trabajar en Sam’s Perfumes and Fashion en Morley, estaba suministrando los estantes el 2 de noviembre, preparándose para la reapertura de la frontera a los compradores mexicanos el lunes. También soportó un largo período de desempleo después de los cierres de marzo de 2020.

“No trabajaba… no había trabajo”, dijo.

Para economizar, Martínez se mudó a México mientras esperaba que pasara la pandemia. Pero ahora, dijo, regresará al lado estadounidense.

Los restaurantes locales de McDonald’s, uno en el centro de Crawford Street y el otro en la parte alta del distrito comercial de Mariposa Road, atienden significativamente a los visitantes de México. La propietaria, LeAnn Richards, dijo que extendieron el horario la semana pasada para prepararse para el cambio de cruce de fronteras.

“Además, hemos contratado y capacitado a nuevo personal durante las últimas cuatro semanas para asegurarnos de tener personal capacitado para cuando se abra la frontera”, escribió en un correo electrónico.

Un letrero colgado en la puerta de una de las cinco tiendas Pink del centro el 2 de noviembre decía: “Solicito empleada con experiencia en ventas”. En el interior, Irma Ornelas estaba arreglando la ropa en los percheros mientras la tienda se preparaba para reabrir por primera vez desde marzo de 2020. Ornelas dijo que se había estado preparando para la reapertura durante una semana.

Antes de eso, había estado sin trabajo desde que cerró la tienda. Como fue eso para ella, dijo: “Muy mal, muy mal”.

Ahora la pregunta es si los compradores regresarán y mantendrán las tiendas abiertas y sus trabajadores empleados.

“La gente con que yo hablaba, toda esta muy emocionada”, dijo Ornelas. “Van a volver todos los que están vacunados, están esperando ese día… ojalá, con favor de Dios que sí”.

0 comentarios: