13 de enero de 2021

IMSS : También le cae el COVID, como anillo al dedo , y sube en 50% las primas de riesgos laborales

Con fines recaudatorios, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) aprovechó la pandemia para “disfrazar” como riesgo laboral al Covid-19 y así aumentar en al menos 50 por ciento, a partir de marzo, las primas que cobrará a las empresas y trabajadores en el 2021, advirtió Bernardo Elizondo Ríos, socio del despacho legal Adame y Elizondo Abogados.
El Consejo Técnico del IMSS publicó el pasado 8 de enero en el Diario Oficial un acuerdo para dictaminar como riesgo de trabajo a la enfermedad, independientemente de la actividad o sus riesgos. “Será gravísimo (el aumento) para las empresas que en el 2020 tuvieron indemnizaciones por enfermedad, muerte o incapacidad de sus trabajadores como consecuencia del Covid-19”, enfatizó Elizondo.
 “Están disfrazando la pandemia como un riesgo laboral cuando es una enfermedad que carece de una relación causal con las actividades, la medida es recaudatoria e inconstitucional”, aseguró. 
La inconstitucionalidad, sostuvo, deriva de dictaminar como enfermedad profesional la Covid sin que lo sea, lo cual viola las garantías de legalidad y seguridad jurídica de los patrones y derechohabientes. “Hay medios de defensa para combatir la circular mediante el juicio de amparo para demostrar que el Covid no tiene la naturaleza de riesgo de trabajo o enfermedad profesional”, agregó. 
Gustavo Leal Cueva, socio del despacho Leal Benavides y Asociados, coincidió en que las incapacidades o defunciones por Covid elevarán el costo de la prima de siniestralidad ante IMSS. “Es muy difícil catalogar hasta qué punto el Covid es una enfermedad profesional porque un empleado pudo contagiarse en su medio social o familiar”, sostuvo. 
Elizondo consideró improcedente generalizar el Covid como un riesgo profesional. “En una fábrica hay una causalidad entre el riesgo laboral de un trabajador que opera una máquina con la que puede cortarse un dedo, pero no es el caso del Covid-19”, dijo. 
 También para Antonio Guerra, especialista laboral director del despacho Guerra Gómez Abogados, la medida es recaudatoria y elevará los costos de las cuotas del IMSS que pagan patrones y trabajadores a partir de marzo. 
“Es una jalada que tendrá un alto costo para los patrones y los trabajadores cuando en febrero determinen su prima de riesgo”, sentenció. Elizondo explicó que las empresas deberán revisar su siniestralidad laboral del 2020 en febrero próximo, conforme al artículo 32 del Reglamento de Ley de Seguro Social en materia de Afiliación, Clasificación de Empresas, Recaudación y Fiscalización. “Lo autodeterminan en febrero para presentar su declaración ante el IMSS en marzo conforme a lo que resulte de su siniestralidad de riesgos de enfermedad profesional o accidentes de trabajo, en las que no debería entrar el Covid”. 
 Leal Cueva consideró que el IMSS puede también determinar las cuotas obrero-patronales de acuerdo con la siniestralidad de cada centro de trabajo. “Es importante establecer que de acuerdo con la Ley del Seguro Social el aumento anual de las cuotas no puede ser superior al uno por ciento de la nómina del negocio, pero aun así sería un duro golpe para las empresas”, concluyó.

0 comentarios: