18 de septiembre de 2017

CONDUCTA : Cómo asumir una crítica laboral sin caer en el desánimo o en el coraje

Todos estamos expuestos a cometer un error en la oficina o centro de trabajo y si bien puede haber sido de manera involuntario o por un descuido, esto puede provocar algún llamado de atención o incluso regaño por parte de los jefes.

Todos estamos expuestos a cometer un error en la oficina o centro de trabajo y si bien puede haber sido de manera involuntario o por un descuido, esto puede provocar algún llamado de atención o incluso regaño por parte de los jefes, pero aprende a asumir una crítica laboral sin caer en el desánimo o en el coraje y a sacarle provechoso con un aprendizaje positivo de la situación. 

Ciudad de México.- Asumir una crítica laboral sin caer en el desánimo o en el coraje puede ser complicado, ya que generalmente reaccionamos de manera automática para ponernos a la defensiva y cerrarnos a todo comentario creyendo que es un ataque frontal y que por lo tanto, no hay nada positivo en esas palabras. A esto se le denomina reaccionar, que es un mecanismo instintivo e irracional para crear mecanismos de defensa, pero tal como lo explica el sitio Mundo Ejecutivo, “cuando se reacciona es fácil atribuir la culpa a los demás, pero esto no lleva a ninguna parte”. 

La mejor manera para asumir una crítica laboral sin caer en el desánimo o en el coraje, es precisamente comenzar por aceptar los errores y si bien pueden haber sido consecuencia de otros factores externos, hay que aceptar la carga de culpa que nos corresponde con toda humildad.

 Luego hay que poner las cosas en su dimensión justa. Un regaño o un rechazo a alguna propuesta no es un ataque a la persona; es decir, solo hace referencia a un hecho en específico y no a todo tu desempeño profesional, por lo que no representa que un día para otro seas el peor en tu departamento y que tu carrera se haya terminado. Para asumir una crítica laboral sin caer en el desánimo o en el coraje, hay que entender “que falles alguna vez a nivel laboral no implica que seas un perdedor o una mala persona. Simplemente fue un mal momento”, dice el portal Universia. 

Pero esto no significa que se cometió un error y no pasa nada, más bien hay que hacer un análisis del por qué sucedieron las cosas y aprender de eso para que en un futuro no vuelva a suceder, esto implica a la larga una oportunidad para alcanzar un mejor desarrollo en el ámbito emocional y profesional de las personas.

https://elsemanario.com/negocios/222508/asumir-una-critica-laboral-sin-caer-desanimo-coraje/