16 de enero de 2014

IMAGEN URBANA Clausura la PROFECO en Tijuana estacionamiento del centro comercial Macroplaza porque se cometían muchos abusos, lo mismo había hecho con la Plaza Forum de Culiacán, pero ahí el Cabildo si que hizo sentir su voz para decir que será el primero en tomar el toro por los cuernos, empezando por modificar el reglamento sobre estacionamientos vigente en la capital sinaloense

Por primera vez, la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) en Baja California montó un operativo sorpresa en un centro comercial para verificar la tarifa del estacionamiento.
Derivado de esta acción, la dependencia suspendió las casetas de cobro de estacionamiento de la Macro Plaza, ubicada en el bulevar Insurgentes, luego de que arbitrariamente aumentara un peso la tarifa del servicio.
En 2013, cobraba cinco pesos por estacionarse de un minuto a tres horas, pero a partir de este año elevaron el costo, lo que provocó la inconformidad de quienes acuden a los negocios de la conocida plaza. La Profeco colocó en las casetas engomados con la leyenda "Suspensión de la comercialización de servicios", lo que obligó a la empresa a eliminar la tarifa temporalmente, es decir, los vehículos que ingresan a la Macro Plaza podrán hacer uso del estacionamiento sin que se le cobre por el servicio.
Las cifras que exhibe el centro comercial son de seis pesos de un minuto a tres horas; 13 pesos al transcurrir de tres horas un minuto a cuatro horas; 26 pesos de cuatro horas con un minuto a cinco horas; 39 pesos a las cinco horas un minuto a seis horas; 100 pesos a partir de las seis horas con un minuto a 12 horas; y después de las 12 horas con un minuto en adelante, el cobro es de 180 pesos. Durante la administración del exgobernador del estado, José Guadalupe Osuna Millán, la diputada Virginia Noriega, hizo la propuesta de modificar la Ley de Edificaciones de Baja California para la gratuidad de los estacionamientos en edificios públicos y privados.
Aunque la iniciativa ya había sido aprobada en el Congreso local, el Ejecutivo vetó esta ley bajo el argumento de que carecía de análisis social-financiero para validar su factibilidad, debido a que afectaría a quienes prestan el servicio de estacionamiento público. Incluso, Francisco García Burgos, quien fuera secretario general de Gobierno en el pasado sexenio, justificó el veto exponiendo que la modificación a la Ley de Edificaciones de Baja California, podría derivar a la pérdida de inversiones en equipamiento y medidas de seguridad instrumentadas en instalaciones de estacionamientos, ante la incapacidad de cobro.
+++++++++++++++Deja sentir su voz el Cabildo de Culiacán para decir que será el primero en tomar el toro por los cuernos, empezando por modificar el reglamento sobre estacionamientos vigente en la capital sinaloense
El Ayuntamiento de Culiacán perfila modificaciones al reglamento municipal referente al tema de los estacionamientos públicos para poner orden en estos negocios.
La Regidora Margarita Urías Burgos, comentó que sostuvieron una reunión en la Secretaría del Ayuntamiento, donde participó la Comisión de Gobernación, y ahí plantearon empezar un análisis a fondo del reglamento donde se incluyan propuestas e ideas de la ciudadanía.
"Estamos revisando una nueva propuesta, pero aparte de retomar las opiniones que ha brindado la ciudadanía sobre los estacionamientos públicos, trataremos de que el mayor numero posible de ciudadanos este presente cuando en Cabildo se ventile el tema ", señaló.
La edil comentó que las áreas relacionadas, como Urbanismo, ayudarían a revisar la norma, y no descartó que para colectar la opinión de la gente se lleve a cabo una consulta pública, pero eso ya dependerá de la metodología que se aterrice para ello.
Por su parte, el Regidor Domingo Félix Torres, señaló que se necesita una solución integral, en especial en el Centro Histórico, donde incluso se impidiera el acceso a los vehículos y se usara un transporte público más pequeño, dinámico y moderno, que se resolvería la problemática. "Los estacionamientos públicos no debieran existir, si todo mundo cumpliera con el reglamento de construcción, los estacionamientos públicos no existirían, y han surgido precisamente como un mal necesario", indicó.
Asimismo, la Regidora, Ruth Yénifer Cruz Castro, mencionó que sí se debe hacer un análisis a fondo del reglamento municipal, pero los cambios deben ser equilibrados, en favor tanto de la ciudadanía, pero que también consideran al sector privado que invierte en los estacionamientos.
"Sí es algo que tenemos que definir bien, pero todo en beneficio de la gente y de Culiacán... se tendría que hacer un ganar-ganar, que salga beneficiada la iniciativa, los dueños de estacionamientos y también la gente, eso sí sería importante, que ambos salieran beneficiados", reflexionó Yénifer Cruz.
  "Estamos revisando una nueva propuesta para revisar las opiniones que ha dado la ciudadanía sobre los estacionamientos públicos, trataremos que en este tema esté la ciudadanía presente".

0 comentarios: